martes, 13 de octubre de 2009

Detenciones en el País Vasco,bancarrota en el Estado


Los violentos de corbatín, exigen el cese de la violencia a los demás, empresa harto difícil cuando a un sector importante del pueblo vasco no se le permite expresarse políticamente. Tras detener hoy a varios independentistas vascos, nos cuentan, otra vez, más de lo mismo: Batasuna actúa bajo las instrucciones de ETA; por tanto debe ser quitada de la circulación para siempre ¿Y no actuaron los GAL bajo las instrucciones de ministros del Gobierno del PSOE y sin embargo ese partido, o lo que sea, sigue ahí, vivito y genuflexo?

Hay quien opina que detrás de los apresamientos, puede haber gato encerrado ¡y tanto que lo hay! Este zarpazo contra el independentismo vasco- con la confusa acusación de que intentaban crear una nueva dirección política que no habría sido viable con la fascista Ley de Partidos- sólo se entiende si lo enmarcamos dentro de la estrategia de contrarrevolución preventiva, que se agudiza contra todo el movimiento antifascista en general (como hemos comprobado estos últimos días), en la misma medida que se agrava la crisis.

El régimen no tiene suficiente con las sesiones de circo que proporciona el PP, la gente se cansa de ver la misma porquería repetida y existe el riesgo de que, hastiada, comience a pensar en sus problemas. Considerando el momento crítico actual, todo conduce a lo mismo: la situación de casi quiebra técnica del Estado español.

No va a haber pan ni circo, sino una cobarde brutalidad-fortaleza de mentira- que necesita de shows mediáticos en tiempos de vacas flacas, para enmascarar el pánico del Sistema.

3 comentarios:

rafalete dijo...

En el Estado español hay que ser muy cínico para afirmar que en este país se respetan escrupulosamente los derechos humanos. Los poderes establecidos se muestran públicamente como protectores de una democracia que no se ve ni por asomo, y la ciudadanía en general no acaba de ver el bosque con tanta arboleda ante sus ojos. Muy pocos sabrán de verdad cuál es la verdadera relación entre independentismo y socialismo. Como diría Martí, un pueblo inculto no es un pueblo libre. No obstante, no hay que perder la esperanza en que haya voluntad de cambiar esta realidad.

JM Álvarez dijo...

El Estado tiene motivos para temer una bancarrota. Entiendo que, aún considerando las circunstancias especiales que se dan en el País Vasco, la agudización de la represión tiene mucho que ver con la crisis,de ahí esos despliegues mediáticos destinados a vender humo y distraer las mentes. Hasta ellos reconocen que pueden estar al borde del abismo.Vean:

http://www.elpais.com/articulo/opinion/Crisis/encubierta/elpepiopi/20091015elpepiopi_2/Tes

JM Álvarez dijo...

No se si ve bien el enlace de El País. Es de fecha de hoy dia 15,y se trata de un Editorial titulado "Crisis encubierta"

http://www.elpais.com/articulo/opinion/Crisis/encubierta/elpepiopi/20091015elpepiopi_2/Tes