domingo, 21 de marzo de 2010

Carta a las Madames del Cheque en Blanco

Un artículo de Carlos Tena

Descaradas Madames del Cheque en Blanco: No sé si van a entenderme, porque entre los gritos histéricos que acostumbran a lanzar en su Manifestaciones de Cámaras (lo digo porque ustedes son siempre menos que las cámaras que les graban, sin que a ningún periodista se le haya molestado en su trabajo), y las soflamas que brotan de sus fauces, mucho me temo que sean incapaces de leer serenamente esta carta, que les dedico con todo mi desdén (el desprecio es para quienes les pagan, que son mil veces más peligrosos para la democracia), como ciudadano, como demócrata y como periodista, pero no de esos que les entregan euros para seguir organizando su circo mediático, ofendiendo la memoria y la dignidad de todos los payasos del mundo, sino de los que jamás hemos recibido otro pago, que el del afecto y el cariño de muchos honrados y honestos compatriotas suyos. En ese sentido, me considero multimillonario.

En mis casi seis años de trabajo en Cuba, en un centro dependiente del Ministerio de Cultura, supe calibrar con todo detalle, de cerca e in situ, las dificultades económicas que vive su pueblo (duras y a veces muy severas), pero también me preocupé por acompañar a la bodega a varios/as de mis compañeros/as de trabajo, por lo que conozco perfectamente la cantidad de alimentos que el gobierno les entrega cada mes con la libreta, que nunca alcanza pero que nadie posee en otros países del mundo, mitigando en buena parte el infame bloqueo que ustedes, en el colmo de la vesania, defienden, apoyan y alientan; pero también, Madames del Cheque en Blanco, he constatado la subvención de que gozan los servicios de energía eléctrica, teléfono, gas, agua, etc., como también he podido presenciar el derroche ostentoso (porque lo tienen) de aire acondicionado de sus hogares, por cierto cada vez mejor pertrechados gracias al dinero que la misma Martha Beatriz Roque reconoce reciben de la SINA (el enemigo más brutal de Cuba), sus visitas a los comercios donde se surten los diplomáticos extranjeros (Galerías Palco y Paseo), y otras ventajas que coadyuvan a algo muy curioso, aunque parecido a lo que acontece hoy en la Venezuela bolivariana.

Quienes más duramente critican el socialismo, quienes más mienten, quienes más alzan la voz, quienes más insultan a la verdad y a la democracia, son los que más dinero y medios poseen. Las argentinas Abuelas de la Plaza de Mayo, a las que ustedes ofenden desde hace años, padecieron y sufren aún, el recuerdo de las torturas, el asesinato y la desaparición de cientos, miles de sus esposos, hijos, hermanos, nietos, manteniendo incólume su grito en medio de la agresión y el desprecio de la policía de la dictadura, sin que el gobierno USA mostrara jamás su consternación, no sólo por los crímenes cometidos en su país (resultado de las actividades de un Premio Nobel de la Paz como el genocida Henry Kissinger), sino por los de Pinochet en Chile (con la colaboración del anteriormente citado), más la de John Dimitri Negroponte, otro consternado ciudadano yanqui, que únicamente es responsable de centenares de miles de asesinatos en El Salvador, Costa Rica, Honduras, Nicaragua, Panamá, Guatemala, México, Perú, Colombia, Ecuador, Venezuela, etc.

Madames del Cheque en Blanco, ustedes deberían meditar su bajeza y miseria moral, cuando reciben los cheques que, por medio de las empresas de Juan Luís Cebrián y Carlos Slim, procedentes a su vez de agencias yanquis como la USAID, donde colaboran criminales confesos (que nunca procesados, por que en USA no se abren autos contra los terroristas buenos), o con la inestimable ayuda de todo tipo que les proporcionan diplomáticos independientes que viven en La Habana como representantes de sus gobiernos (USA, Alemania, Chequia, Polonia, Dinamarca), políticos babeantes, intelectuales pesebreros, periodistas corrompidos o actrices compradas a lo Judas, como Pilar Bardem, que ya no distinguen un nabo de una alpargata.

En Marzo de 2010, debo afirmar que José Manuel Martín Medem fue el corresponsal del medio público (hoy propiedad de una empresa privada) más objetivo y veraz, crítico pero respetuoso, que nunca hubo en la isla, al que los directivos del PP, y luego del PSOE, impidieron emitir un reportaje sereno y objetivo, realizado en las prisiones cubanas, porque (según esos censores) el documental era muy beneficioso para la Revolución, documento que el propio colega me mostró en la delegación de RTVE en La Habana, y en el que se demostraba que el trato dado a los reclusos, cumplía ampliamente lo escrito en la Ley Penitenciaria de cualquier democracia europea, con una sola pero sutil diferencia: que en España esa Ley se la pasa el ministro del ramo por debajo de los orígenes. Los derechos humanos se respetan en el estado español, tanto como el Ku Klux Klan a la comunidad afro americana.

En España, Madames del Cheque en Blanco, todas ustedes estarían en prisión, aplicándoles un sencillo artículo del Código Penal, tan elemental como el que sigue:

Artículo 592. (Mantener inteligencia u otra relación con Gobiernos extranjeros) 1. Serán castigados con la pena de prisión de cuatro a ocho años los que, con el fin de perjudicar la autoridad del Estado o comprometer la dignidad o los intereses vitales de España, mantuvieran inteligencia o relación de cualquier género con Gobiernos extranjeros, con sus agentes o con grupos, Organismos o Asociaciones internacionales o extranjeras. Ustedes, Madames del Cheque en Blanco, desarrollan todas esas ilegales actividades descritas en el párrafo anterior; no tienen el menor remordimiento a la hora de poner en peligro la vida de sus compatriotas, la de sus familiares (no todos los de su casta son de esa catadura), y seguramente bailarían de alegría si, de nuevo, un amigo suyo como Luis Posada Carriles, volara un aparato de Cubana de Aviación, con decenas de pasajeros a bordo, o derramarían en el Puerto de La Habana, o en el río Cauto, o en la Ciénaga de Zapata, larvas del mosquito Aedes Aegypti para provocar una epidemia de dengue hemorrágico, como ya hizo la CIA en el pasado.

Y son irresponsablemente culpables de los ataques injustos que recibe el sistema más equitativo de América Latina, ya que sus presuntas críticas no son tales, sino alharaca histérica y teatral, montada gracias al dinero manchado de sangre, e impulsada por el deseo de sus mamporreros por imponer en el país un capitalismo salvaje, que Batista y sus gángsters trataron en vano de perpetuar en la Mayor de las Antillas. En cierta ocasión, declaré en una entrevista que eran escasos los cubanos que no criticaban las medidas que toma el gobierno, para paliar las necesidades de la sociedad. Forma parte del carácter rebelde que caracteriza al ciudadano. Pero esa insatisfacción permanente, se debe también a la infantil creencia de que en el llamado primer mundo atamos los perros con longaniza. Al parecer, quienes ejercen su inalienable derecho a la crítica, no quieren reconocer que el sistema no puede dar más de lo que regala; se niegan a justipreciar los inmensos esfuerzos necesarios (en los que toda la sociedad ha participado de una u otra forma), para haber logrado que Cuba sea el primer país del continente en esperanza de vida, en menor porcentaje de mortalidad infantil, en una total atención médica gratuita, en ínfimo número de víctimas por desastres naturales, en apabullante cantidad de graduados, etc. Eso lo consideran ya como algo natural.

Hace tantos años que disfrutan de ello, que algunos ya no calibran la importancia real que tiene mantener todos esos derechos mientras se sufre un asedio militar y económico, cultural y técnico de más de medio siglo. Cuando se le pregunta a un español, sueco, danés, o belga: ¿De dónde cree que sale el dinero de que dispone la isla? ¿Conoce las cifras que se gasta el Estado cubano para que todos sus ciudadanos, sin excepción, tengan derecho a gozar de esos logros citados? ¿Sabe lo que le cuesta proporcionar estudios universitarios a todo el que lo desee? ¿Se hace una ligera idea de los miles de millones de dólares que todo ello supone, en medio de un estado de sitio, que jamás en la historia reciente ha recibido un pequeño país, por parte de la primera potencia militar del orbe? Entonces pone cara de póker.

Hay que refrescar su memoria. Cuba no es una potencia industrial, pertenece al ámbito agrícola, al turístico, y el poco dinero que llega, insisto, condicionado por ese bloqueo económico brutal, se reparte de manera inteligente, equitativa, lo que no significa que en ciertas ocasiones no existan errores humanos, fallos, corruptelas, desorganización, mala gestión, etc. Como en todo sistema, porque ninguno es perfecto.

Madames del Cheque en Blanco: Lo más hermoso de la sociedad cubana es la ausencia de agresividad, de violencia, de crispación social, típicas lacras en Estados Unidos o Europa, en las que resulta normal el asesinato diario, la violencia policial, las manipulaciones en prensa-radio-TV, la estafa, la corrupción multimillonaria, el paro laboral, la violación sistemática de los derechos más elementales, la tortura, la televisión al servicio de la incultura, los malos tratos y las monarquías. Son ustedes una excepción a ese estado, donde la paz social es el inmenso tesoro que quieren romper de cuajo. Me limito a esbozar una sonrisa, cuando me dicen que la crítica en Cuba no existe, porque es diaria y constante. Un cubano no está jamás satisfecho y lo proclama en las habituales reuniones en el centro laboral, en los comités de vecinos, en los núcleos de trabajo y demás órganos de representación sociales, de donde salen las soluciones pertinentes. Pero hay otro cubano/a, el que se pasa el día hablando mierda, sin aportar su grano de arena, su análisis constructivo, que no quiere mirar a El Salvador, ni a Honduras, ni a Guatemala, ni a la Republica Dominicana, y menos a Haití, países que deben ser sus referencias más cercanas, donde además hay democracia a la española.

El sarcasmo más tremendo es que Cuba, primera potencia cultural de Latinoamérica, está obligada por sus enemigos a vivir como tercermundista en el plano económico. Y aún así, su patria no ataca a ninguna otra nación, sino que sus profesionales se reparten por el mundo salvando vidas humanas y educando en zonas mucho más pobres y alejadas del Caribe. ¿Quién puede negar esa maravillosa evidencia?

Madames del Cheque en Blanco, sigan provocando a sus paisanos, continúen por la senda de la ignominia y la traición, que quien siembra vientos, recogerá tempestades.

Nota: Una Madame es una profesional que detenta la dirección de un prostíbulo.

En la foto, la Jefa de las Madames, de blanco angelical por fuera y negro fascismo por dentro,(Laura Pollán) luce con rostro enfadado ¿Será que ese día no había llegado aún el chequecito del terrorista Fernández-Magriñat?

16 comentarios:

Anónimo dijo...

Querido JM, solo le diré que su "carta" es, simplemente VOMITIVA, hacía mucho tiempo que no leía algo tan repulsivo y asqueroso. Por otro lado, es lo normal viniendo de usted, títere y perrito faldero de los castro, Creo que desde los tiempos afortunadamente pasados del PCUS, o desde que leí el último libro sobre el fascismo, no veía nada parecido. Solo alguien con mentalidad pseudofascista puede ladrar semejante sarta de gilipolleces encadenadas una detrás de otra. Hay que estar muy enfermo, y ser muy retorcido para ser capaz de hilvanar tanta mierda junta. Lo felicito por eso. Y le sugiero que se ahorre esas amenazas a quienes quieren una Cuba democrática, porque más pronto que tarde eso será realidad, y entonces será a las hienas como usted, a las que los cubanos pedirán cuentas. Téngalo en cuenta, pues tal vez le salga caro defender y aplaudir con las orejas a los que privan hoy de libertad a los cubanos.

El Mascato dijo...

Este anónimo de las 09:54, no merece ni una réplica. Debe ser tan analfabeto que ni se entera que la carta no es de J.M.Álvarez sino de Carlos Tena. Su odio es tanto que ya no ve y amenaza como los nazis. El único que es vomitivo es este anónimo, da más pena que odio. Que te den....

Anónimo dijo...

www.kaosenlared.net/noticia/yo-acuso-a-algunos-renegados

adolfo dijo...

Excelente artículo de Carlos Tena. Lo que expresa es irrefutable, no se puede ir contra lo expuesto, a no ser que no se quiera ver lo que es evidente y verdadero, como le ocurre al anónimo del primer comentario..." no hay peor ciego que el que no quiere ver".

Anónimo dijo...

A ver, Mazcato, que le den a tu puta madre, facha de mierda. Los intolerantes y subnormales como tú históricamente me los he pasado por la p... Hijo de la gran p... Y mucha razón lleva el que dice que "no hay peor ciego que el que no quiere ver", porque hay que ser francamente idiota del culo para defender una dictadura a estas alturas, y ponerse a repetir como cotorras lo que les mandan los castro desde la habana, subnormales. Y me da lo mismo JM que el Tena, los dos valen lo mismo, cambiados por mierda se pierde el envase...

Anónimo dijo...

A todos estos defensores de dictadores y lacayos de tiranos, perros falderos de los Castro, algún día los cubanos les cobraremos por sus ofensas. Algún día seremos realmente libres, y ese día, los cubanos tendremos bien claro quienes han lamido las botas que hoy nos pisotean. Tranquilos, que todo llega.

Anónimo dijo...

Totalmente de acuerdo con el primero de los anónimos. El tal Mscato o como se quiera llamar tiene toda la pinta de un amamantado del gobierno de cuba, quizás hasta trabaje para ellos. El otro, el Jm, ya sabemos que cobra por eso. Gentuza. Mientras otros dan su vida, y madres tienen a sus hijos entre rejas, ellos aquí, haciendo la ola a los castro. Claro, siempre con la panza llena de buen vino, disfrutando de libertad para decir sus discursitos dictados desde cuba. Pura porquería.

alana1962 dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
La Pasionaria dijo...

Estupendo artículo e Carlos Tena.
Observo algunos anónimos que insultan y amenazan. Si estes son lo que quieren llevar la democracia a Cuba, apaga y vámonos.
Sería la democracia amenazante, fascista y dominante.
No merecen ni contestación, son como los "gusanos" de Mascoca.

Anónimo dijo...

No soy cubano, pero conozco muy bien ese tema. Soy de izquierdas, de siempre. Pero no soy ciego. Creo que los ánimos se exacerban, en los dos bandos. Cuba necesita democracia, pero también necesita conservar logros que sin duda ha conseguido la Revolución. Eso es cosa de cubanos, solo de ellos, y de nadie más. No veo bien, que me perdonen por eso, ni que se haga tanto eco la prensa de cualquier suceso allá, ni que en sitios como este se haga de tribuna del gobierno cubano. Ni una cosa ni la otra. Creo que lo que hay que hacer es incentivar un diálogo, pero exclusivamente entre cubanos, sin intervencionismos. Un saludo a todos.

Anónimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
JM Álvarez dijo...

Anónimo,¿cual democracia?

¿La de los capitalisas?

No,gracias

JM

Anónimo dijo...

Un administrador del blog ha eliminado esta entrada.
Pronto en tu blog eso sera lo unico que se leera.
Censura que asi es como unico tienes todos los criterios a tu favor.

Anónimo dijo...

Jm, ya sabemos que esta "democracia" no es tal, pero la que hay en Cuba tampoco. Creo que existe la posibilidad de crear algo nuevo, que conserve todo lo bueno que ha traído la Revolución, pero que sea realmente participativa, donde todos los cubanos tengan derecho de decidir, independientemente de sus colores políticos. Ya sé que suena a utopía, tal vez lo sea, pero lo que sí está claro es que lo que no puede continuar como hasta ahora, es la división en esas dos grandes tendencias: los que apoyan la Revolución, con todos los medios de difusión en sus manos, y los que no, sin ninguno. La vida ha demostrado que nada es blanco o negro, y entre cubanos seguramente encontrarán la fórmula, siempre que nadie quiera meter las narices. Un saludo.

Anónimo dijo...

JM y como se llama este sistema social que le permite a usted y a decenas que piensan como usted sitios como este y kaos en la red abiertamente opuestos al sistema sin que le nieguen acceso a internet o tener que pasar sus escritos para ser dictados?

Si el host de la mayoria de los blogs esta en servidores de USA y estos son tan malos segun usted por que lo permiten?

Anónimo dijo...

Las dictaduras se llaman así: DICTADURAS, y no admiten sdulcorantes ni caramelizantes para mejorar el sabor. Aquí, desde la libertad que le otorga la democracia, se defienden dictaduras