jueves, 11 de noviembre de 2010

Dicen que Cuba envió a España siete presos comunes como si fueran disidentes

“Cuba cuela a España siete exiliados que no son presos de conciencia” titulaba recientemente el rotativo español La Razón ¿pero quizás alguno de los que han venido a España tiene conciencia, si exceptuamos la burguesa? El que no es un vago descarado, es amigo de terroristas o admirador del imperialismo occidental, que resulta ser lo mismo, además de recibir apoyo logístico y financiero de una potencia enemiga de su país; sin embargo los medios nos los pintaron a todos como presos políticos.

Sobre los que cita La Razón, decía la agencia EFE el 4 de noviembre:”Cuatro presos políticos cubanos que no pertenecen al llamado Grupo de los 75 serán excarcelados y llegarán el viernes a España”. La noticia tenía su morbo porque, a continuación la agencia añadía: “Los que viajarán son Juan Francisco Marimón Gómez, Domingo Ozuna Cederos y los primos Misael Mena Fernández y Juana María Nieves Mena, quienes cumplían condenas de 10, 15, 17 y 15 años de cárcel por delitos de terrorismo y piratería. Por su parte, el 6 de noviembre el diario Público escribía lo siguiente: “A mediodía de ayer aterrizaron en Madrid otros cuatro ex presos políticos cubanos, que no pertenecen al llamado Grupo de los 75”.

No nos hemos dado a la tarea de averiguar qué calificativo dieron a los que arribaron en octubre, también citados por La Razón (Ciro Pérez Santana, Arturo Suárez Ramos y Rolando Jiménez Posada), ¿para qué, si todos son “políticos”? Es suficiente con ver cómo Orlando Zapata Tamayo fue elevado a los altares del martirologio, pese a ser un peligroso delincuente común, y que el reciente Premio Sajarov, Guillermo “Coco” Fariñas, es un agresor de mujeres a quien sólo le falta decir que cubrió misiones internacionalistas en la Guerra de las Galaxias.

En la imagen, el "político" Guillermo "Coco-Pinocho" Fariñas

2 comentarios:

Rafael Ángel dijo...

No es lo mismo un emigrado que un exiliado. Eso de sobra lo sabe "La Razón".

Es recomendable la lectura del artículo "Cómo ser un buen incomunicador: M. Vicent y su noción de preso político".

Sebastian dijo...

Una anecdota (espero no estirarme mucho):
Me conto mi hermano que paseaba con su pareja y vio a un musico callejero que gritaba con acento cubano "¡ la policia detiene a los musicos, a los delincuentes que roban por aqui cerca NO!", y siguio paseando.
Al cabo de dos semanas volvieron a ver a este musico en la calle.
Se acercaron a echarle unas monedas y hablaron con el. Le pregunto mi hermano si era cubano y respondio que si.
Le pregunto que hacia en España, y le respondio "Es que yo estuve 4 años encarcelado en Cuba".
Mi hermano le pregunto porque , y le dijo "Por protestar contra Fidel, que esta prohibido. Aqui puedes protestar contra Zapateero, pero alli te encarcelan".
Mi hermano le dijo ¿Y como es que hay una mujer que escribe contra los Castro todo lo que quiere y va tranquilamente por la calle y no la han detenido nunca?.
Realmente no se lo esperaba. Respondio cosas como"es que alli es diferente... es que ustedes no saben como va aquello... es que aqui con la barriga llena lo ven de otra manera..." Mi hermano insistia,pero el musico cubano no matizaba. Asi que se despidieron cordialmente y le dijo el musico "tendrias que saber como son las cosas alli", y mi hermano le respondio "la verdad, me encantaria".
Y yo me pregunto ¿Como es que 2 semanas antes veia como una tragedia que la policia le prohibiera tocar en la calle?. Al igual que los presos cubanos que viven en las pensiones del gobierno, tambien se quejaban de falta de medios, teniendo vivienda y comida gratis.
Cuando miran de cerca el paraiso capitalista, parece que se les indigesta.