miércoles, 10 de noviembre de 2010

Vargas Llosa deja en mal lugar a España y denuncia la falta de libertad (burguesa) en Cuba

El vicepresidente Primero del Gobierno español, Alfredo Pérez Rubalcaba entregó el Premio de la Libertad de Expresión y los Valores Humanos (burgueses, añado yo) al flamante Premio Nobel de Literatura, Mario Vargas Llosa. Durante su intervención, el escritor tuvo un lapsus y dejó mal parada a España al afirmar que "sin libertad de expresión la democracia no funciona"

Por otro lado, el intelectual del fascismo denunció la falta de libertad burguesa en Cuba sin especificar que, en democracia popular, la burguesía no tiene voz, ni voto, ni libertad para tomar el poder en beneficio de unos pocos. Su destino es adaptarse, exiliarse o pudrirse. Si es esto último, mejor.

En la foto, Vargas Llosa parece fuera de sí ¿Estaría cantando aquello de Deutschland über alles?