sábado, 25 de diciembre de 2010

El chiste del día

En su discurso de Navidad de ayer, la cabeza visible del régimen español, además de posicionarse a favor del brutal ataque social y monetario contra los más desfavorecidos, nos dejó esta frase para la historia:

"Sigo y seguiré cumpliendo con mis funciones constitucionales".

¿Qué funciones? ¿ Viajar; comer excelentes manjares; degustar con deleite bebidas caras; esquiar en Baqueira Beret; disfrutar de un yate-trasatlántico; irse a Mallorca de vacaciones de no sabemos qué trabajo y todo a costa de los obreros a los que siempre ha dado la espalda, excepto para contarles, de vez en cuando, un chascarrillo como éste?

En la imagen, El Borbón luce ojos semicerrados, algo usual en él. Casi siempre se queda dormido...

1 comentario:

Sebastian dijo...

JAJAJAJA.

¡Que panza de risas!

De tantos deberes constitucionales, debe tener la agenda llena.

Pobrecico.