sábado, 11 de diciembre de 2010

Que Liu Xiaobo, como todos los criminales, se pudra en la cárcel

La ceremonia de entrega del Nobel de la Paz se realizó sin la asistencia del premiado, el disidente chino Liu Xiaobo. En su lugar, los organizadores dejaron una silla vacía y colocaron un gran retrato del "pacifista" preso en China. A ver cuando ponen millones de sillas vacías en un gesto hacia los millones de personas que mueren al año en el Tercer Mundo, para que ellos celebren fiestas y entreguen premios aderezados con exquisitas comilonas y mejores vinos.

Liu Xiaobo declaró en 1988 que China necesitaría ser sometida a 300 años de dominación colonial para convertirse en un país de corte occidental y participó, como dirigente, en la rebelión de la plaza Tiananmen. En 2006 exaltó la guerra de EEUU contra Iraq como un medio para exportar la "democracia" occidental; por tanto se trata de un tipo que pide una intervención militar (y lo llaman "pacifista") contra su propio país para transformarlo, nuevamente en una colonia, además es partidario de una privatización radical y completa de la economía china.

A China la sitúan en un plano similar a los paises imperialistas, pero, amigo mío, el comunismo imprimió carácter y si los "puristas" consideran que Pekín es imperialista lo será en menor medida que, EEUU, pues negocia con otros paises y abre mercados sin imposiciones ni guerras genocidas como hace el "democrático" Occidente (lo cual beneficia a quienes aspiramos a un mundo multipolar que debilitará al fascismo pues habrán luchas intestinas), en consecuencia, Liu Xiaobo se alinea con las políticas criminales del imperialismo más brutal.

Es por esas razones que la burguesía contemporánea, devenida en fascismo sin careta, está concediendo últimamente galardones a manos llenas a sus siervos. En este caso se quedaron con las ganas ¡Que este sujeto se pudra en la cárcel por criminal!

7 comentarios:

ZaStalina dijo...

Buneo yo si consideroa China un país imperialista, otra cosa es que no necesite la guerra para entrar en mercados en los que EEUU no entra porque se está aliando con las fuerzas antiimperialistas clásicas con as que comparte un enemigo común, que es el imperialismo yanki qu es el hegemónico, pero eso no es antiimpeirlismo por parte de china, si no que por su parte no son más que contradiccíones imterimperialistas de las que las fuerzas antiimperialistas se aprovechan, a igual que china se aprovecha de la rivalidad de las fuerzas antiimperialistas con el imperialismo yanki.

Anónimo dijo...

Ultima mente el Imperio y sus jueces del bien y del mal, de lo bueno y lo malo. esta dando
"medallas" a diestro y siniestro, perdón solo a diestro, Parece como si algo les preocupase,como que sus valores están siendo olvidados por el mundo. Buena señal, cuando veas a tu enemigo rascarse ...algo le pica

Odio de Clase dijo...

Compañero soy seguidor de su blog, en general nos busga bastante su línea y hemos reproducido muchos articulos suyos pero compañero en este tema discrepamos radicalmente.
Defender al regimen chino actual es defender un regimen revisionista, donde se ha restaurado el capitalismo, que explota y reprime a la clase obrera y demás clases populares.
Por favor lea estos enlaces:
- http://odiodeclase.blogspot.com/2010/11/es-imprescindible-deslindar-con-el.html
- http://odiodeclase.blogspot.com/search/label/CHINA

Saludos

jose dijo...

Anónimo, tu comentario me parece inteligente y perspicaz. La gente se empieza a despertar y los cloroformos yankis estan a pleno rendimiento para adormecer a los inquietos. Efectivamente, eso es buena señal.

Anónimo dijo...

http://ocastendo.blogs.sapo.pt/1068544.html

http://translate.google.com/translate?hl=en&sl=zh-CN&tl=es&u=http%3A%2F%2Fwww.observechina.net%2Finfo%2Fartshow.asp%3FID%3D33140

JM Álvarez dijo...

Compas, os repondo como hice, más o menos, en Kaos:

El objeto de este artículo es analizar la trayectoria de ese sujeto no de China, aunque es un dato objetivo que ese país no agrede a nadie para conquistar nuevos mercados

Creo que a la lucha antifascista le conviene un mundo multipolar. En ese sentido interesa una China potente.No considero a China un pais comunista (de hecho no lo es) pero si considero su presencia necesaria para equilibrar fuerzas entre las grandes potencias.Eso beneficia al movimiento revolucionario

Un mundo sin contrapeso hubiera impedido la existencia de paises que tampoco son marxistas, como Venezuela o Bolivia pero que al menos aspiran a un desarrollo sin tutelas externas, lo cual es un buen punto de partida en los tiempos que corren

Hasta Fidel apoya el reforzamiento de China como potencia mundial

Saludos

JM

zastalina dijo...

Haber, claro que por ahora es buena una China fuerte, porque nosotros nos aprovechamos de las contradicciones interimperialistas, eso no lo discute nadie,al menos no yo, lo único que se pone en tela de juicio es que por este mero hecho se considere a China como potencia antiimperialista, aunque objetivamente y por motivos tácticos y coyunturales si esté cumpliendo ese papel.