viernes, 28 de enero de 2011

Ahora que está en el candelero el tema de las pensiones y los salarios en España (millones de personas se quedarán sin pensión o percibirán pensiones ridículas que viene a ser, más o menos, lo mismo), ¿sabías que... 

... a partir de ahora un ciudadano tiene que  cotizar 38 años y medio para jubilarse a los 65 años de edad (con coeficientes reductores) y a los diputados- que no representan a nadie, pues su misión consiste en velar por los intereses de la oligarquía- les basta con siete años cotizados?

¿Sabías que los miembros del Gobierno sólo necesitan jurar el cargo para cobrar la pensión  máxima?

¿Sabías que el salario mínimo de un trabajador es de 624 euros al mes y el de un diputado 3.996 euros y si le suma dietas y otros trapicheos, alcanza los  6.500 euros?

Obrero avanzado: Boicotea activamente sus próximas pantomimas electorales. No legitimes con tu voto una "democracia" que no es la de la clase obrera.

3 comentarios:

Pedro dijo...

Esta reforma de pensiones, ademas de ser un atraco alos derechos adquiridos por la clase trabajadora, es un latigazo más con ese latigo que siempre ha esgrimido contra los trabajadores la clase patronal.Pues por si era poco la amenaza del despido, siempre más utilizada para aquellos con carga familiar, ahora tienen es dos manos el despido discriminado que les afectara en las falta de cotizaciones por haber tenido una vida labora discontinua debido al capricho, la soberbia y la inhumanidad de este gremio de negreros, cual es la patronal capitalista.

R.A.F.A.E.L. dijo...

Pues claro, esto es lo más parecido a una plutocracia made in USA. ¿Para qué tiene que votar el que más palos recibe del sistema?

Sebastian dijo...

Y como ya dije antes, una grandisima parte de clase media alienada y apalancada en el sillon, no se moviliza.

Supongo que cuando vean lo que les espera a sus hijos pensaran "...si yo me hubiera movilizado aquel dia...". Pero su individualismo e inmovilismo solo hacen que alentar a las oligarquias para meternos dobladas todas las reformas que a ellos les convengan.