domingo, 13 de marzo de 2011

Falleció Joaquim Ibarz: Que sus fobias y mentiras lo acompañen

Joaquim Ibarz fue corresponsal de La Vanguardia en América Latina. Era tan objetivo que cuando el golpe de Estado en Honduras, un día decía que no pasaba nada en la frontera tras el anuncio del regreso de Zelaya "En esta polvorienta aduana, no hay nada que indique nerviosismo, temor, o preparativo alguno para recibir o rechazar a Zelaya... La gente vive ajena a la disputa política", y al otro decía lo contrario, "Micheletti militariza la frontera entre Honduras y Nicaragua ante el inminente regreso de Zelaya". 

Lo que dice hoy el diario El País sobre el desaparecido “periodista”

Fallece Joaquim Ibarz, veterano corresponsal

Joaquim Ibarz (Zaidim, Huesca, 1943), fallecido en la tarde del sábado en su pueblo natal a los 68 años, nunca se casó con nadie. ¿Se puede decir algo mejor de un periodista? Durante los últimos 27 años fue el corresponsal de La Vanguardia en América Latina y, aunque su larga lista de amigos también incluye a algunos gobernantes, siempre supo mantener la distancia suficiente para ejercer el periodismo con libertad .

Lo que decía librexpresión.org sobre el desaparecido “periodista”:

Si Chávez se tirase un pedo Joaquim Ibarz lo acusaría de utilizar armas químicas

Joaquim Ibarz es un individuo que se hace llamar periodista, corresponsal para América Latina de La Vanguardia, al cual le pagan -según parece- por escribir libelos contra todo lo que huela a socialismo en la América del Sur.

En su última y desopilante entrega a propósito de Venezuela, nos presenta un país al borde de un holocausto por un cambio de horario. Este individuo lleva tantos años anunciando un cataclismo en Venezuela que sorprende que haya gente que todavía siga los artículos de este adventista, empeñado una y otra vez en poner fecha desde su tribuna al Apocalipsis en el que los perversos chavistas irán al infierno, en tanto los valientes opositores ocuparán su lugar a la derecha -de eso no hay duda- de El Padre.

La Vanguardia: vergonzosa cobertura sobre Venezuela

Está claro que cuando se trata de Sudamérica para el corresponsal de La Vanguardia el rigor periodístico es algo a evitar. Tampoco es de extrañar, habida cuenta de que lleva años residiendo en Caracas, y ha hecho muchos amigos por allí que agradecen sus palabras, probablemente con algo más que palmaditas en la espalda.

2 comentarios:

Bernardo Gutierrez dijo...

Señor Alvarez: Sus juicios sobre este hombre que vivió toda su vida para su trabajo son maliciosamente desinformados, además de temerarios y perversos. Una cosa es no estar de acuerdo con sus puntos de vista, que eran, como todo en el mundo, abiertos a debate. Otra es montarse en el vilipendio sin aducir ninguna prueba. Por cierto, Joaquim Ibarz nunca vivió en Venezuela, como usted asegura: toda su vida en América residió en Ciudad de México. Toda, durante veintinueve años. De manera que usted parece hablar de otra persona.

JM Álvarez dijo...

No. Hablo de Ibarz.La fuente es El Pais (¿o es que no lo ve?)

Yo no tengo fuentes destacadas en ninguna parte, en consecuencia debo echar mano (como casi todos) de los medios oficiales a cuyas informaciones le meto la puya, ese es el objetivo

Si Ibarz no ha vivido nunca en Venezuela, hagale esa aclaracion a El Pais