viernes, 31 de agosto de 2012

Hacienda somos todos, por los cojones

Dicen las autoridades portuguesas que en dos años, han desaparecido más de cien mil hijos de las declaraciones de Renta.
 
En el año 2010 el número de hijos declarados a su cargo por las familias portuguesas se redujo en 100.000, porque el Ministerio de Hacienda comenzó a exigir la identificación fiscal de los mismos.

Al año siguiente desaparecieron otros 30.000, es decir, un total de 130.000 hijos que favorecían, fiscalmente hablando, a los contribuyentes porque las familias se deducían 190 euros por cada uno de ellos. En definitiva: los portugueses estaban haciendo trampas.

Esas trampas son legítimas cuando desde una posición de conciencia de clase, se desconocen, en la medida de lo posible, las leyes de la burguesía. Éstas no benefician a la clase obrera pues lo que recaudan a través de ese impuesto se destina a fortalecer la posición delicada de sus oligarquías o a construir algún barquito de guerra para contiendas bélicas coloniales, que los pueblos tienen el deber moral de condenar.

Como vemos que las amnistías fiscales sólo se conceden a las grandes fortunas, invitamos al proletariado a que haga todas las trampas posibles en la próxima declaración de Hacienda. Ojo, háganlas bien y si les pillan, digan que ha sido un error involuntario. A la primera sólo rectifican, no castigan. Ese sería un buen primer paso (les hace daño), antes de declararse insumisos fiscales y de toda la legislación burguesa. No tenemos nada que perder: Dentro de poco la inmensa mayoría no podremos pagar sus impuestos.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Pero en Espana no hay un regimen comunista, no hay una dictadura al estilo Castro.

Por alla por la peninsula tenemos una democracia que se elige los gobernantes por el pueblo, que responde ante el pueblo soberano de su accion de gobierno.

O no ? los gobernantes democraticos responden en realidad a una elite enquistada en el poder económico.

Entonces el pueblo, solamente es para contribuir en Hacienda, que no es su hacienda, se la imponen bajo la mas brutal represión.

Pa' su madre con la democracia.

JM Álvarez dijo...

que no hay una dictadura... preguntale a los presos, a los represaliados a los torturados... pero¿tú que coño sabes?