sábado, 25 de enero de 2014

Cualquier parecido con la realidad fue pura coincidencia

Nota: "Un Rey golpe a golpe", fue primero.


La "coronilla" fue segundo.


Después del "golpe a golpe" hasta el más tonto hace un libro.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Es asombroso, hoy existen las monarquias por el apoyo de las llamadas democracias occidentales y muchas de ella bajo la tutela o mangoneo de un rey o reina.

Es una completa contradicción del espíritu democrático que se gobierne por razones genéticas y no de capacidad.

Eso se mantiene para congelar el statu quo.