viernes, 30 de mayo de 2014

¿No puedes pagar la enseñanza privada?

Pues nada, chico a pagar en la pública. Y que después nos vengan diciendo que este país no está arruinado... Lo está, y tanto que tienen que robar de donde sea para hacer frente sólo a los intereses de la deuda impagable: Wert no descarta el copago en la enseñanza pública.

Por si no era suficiente la subida de tasas y la reducción de becas, José Ignacio Wert no ve con malos ojos el copago en la enseñanza. El ministro de Educación ha asegurado que no descarta el copago en la educación no obligatoria por cuestiones de "equidad y justicia" en el sistema.

Así ha respondido al socialista Guillermo Meijón, en la sesión de control al Gobierno en el Congreso, que le ha preguntado si compartía que generalizar el copago en el sistema educativo público convertiría a este en un sistema "más justo y eficiente", tal y como ha propuesto el informe elaborado por la comisión de expertos nombrada por el Gobierno para la reforma fiscal, que llegará al Congreso previsiblemente este mes de junio.

El responsable de Educación del Gobierno ha señalado que el criterio del Gobierno a este respecto viene marcado por lo que la Constitución establece sobre la condición gratuita y obligatoria de las enseñanzas básicas y también por lo que las consecutivas leyes educativas han consagrado sobre la gratuidad en otros niveles que no son obligatorios.

huffingtonpost.es

2 comentarios:

Anónimo dijo...

La educacion siempre ha sido un botín apetecido por
la empresa privada y al final hacia eso se dirige.

El caso es que en la educacion privada no hay limitación de lo que puedes meter en la cabeza del alumno y así se preparan mejores ciudadanos, con una educacion cultural y "espiritual" mas acorde con las tradiciones democráticas.

La cosa dicha asi luce muy bonita, pero la realidad es otra como bien sabemos.

Anónimo dijo...

¿Pagar porque adoctrinen a tu hijo? anda, y que les den por culo a todos. Pagar por hacer de tu prole una mercancía a explotar por el capitalismo y crearle problemas emocionales y trastornos de personalidad a base de religión e historia del imperio. Esto aguanta lo que el personal quiera soportar. Si en vez de tanto parlamentarismos y reformismos colaboracionistas, la gente se organizara para recuperar todo lo robado que se pueda y mandar al gulag o a la zanja a tanto hideputa, mejor nos iría. Hasta creo que son más tigres de papel, que nada, se mantienen en gran parte gracias al colaboracionismo.