lunes, 28 de julio de 2014

“Nos hiciste sufrir, oíste”

El exjefe de la Inteligencia Militar venezolana general Hugo Carvajal fue liberado tras permanecer detenido en Aruba desde el pasado miércoles en un ejercicio de diplomacia que finalmente permitió su regreso a Caracas donde fue recibido por el presidente, Nicolás Maduro.

"Nos hiciste sufrir, oíste", le dijo Maduro al general, designado cónsul en esa isla caribeña dependiente de Holanda, tras abrazarlo en presencia de los delegados que participan en el III Congreso del Partidos Socialista Unido de Venezuela (PSUV).

Holanda, prosiguió Maduro, no sucumbió a “muchas presiones” y emitió este domingo un comunicado oficial que “pasará a la historia” al admitir que Carvajal gozaba de inmunidad diplomática por lo que ordenó su excarcelación tras haber sido detenido el miércoles.

“Fue una situación delicada esta detención por presiones indebidas, por un expediente falso, por un montaje, como lo demostraremos en los próximos días, hecho por Alvaro Uribe, un falso positivo organizado por el mafioso de Uribe”, remarcó Maduro.

“En las guerras de mafias él (Uribe) mandó a matar a un narcotraficante dentro de territorio venezolano; así lo denuncio”, añadió, y prometió “presentar las pruebas” de que fue el exgobernante de Colombia quien “montó todo este andamiaje” contra Carvajal.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

A base de torturas tratarian de sacarle todo tipo de infundios contra su pais.

De ahora en adelante se conoce los riesgos de creer
en la inmunidad diplomatica, que aunque Aruba la respeto, se ve que hay otros que no sienten el mas minimo respeto por eso.

Asi gritaran el dia que le detengan un diplomatico de la OTAN quizas invocando el derecho divino de la proteccion de Dios.

Anónimo dijo...

A base de torturas tratarian de sacarle todo tipo de infundios contra su pais.

De ahora en adelante se conoce los riesgos de creer
en la inmunidad diplomatica, que aunque Aruba la respeto, se ve que hay otros que no sienten el mas minimo respeto por eso.

Asi gritaran el dia que le detengan un diplomatico de la OTAN quizas invocando el derecho divino de la proteccion de Dios.