viernes, 31 de octubre de 2014

La que pide "perdón"

Esperanza Aguirre utiliza delegación diplomática española para promocionar sus negocios privados. De este lodazal no se escapa nadie.

El pasado 7 de octubre, Aguirre y su jefe en Seeliger & Conde viajaron a la República Dominicana para promocionar su empresa. Los actos incluyeron un cóctel en la embajada española.

En la Oficina de Información Diplomática destacan que no hubo trato de favor, que este año se han organizado 30 actos iguales en esa embajada y que el coste del cóctel "fue de 267 euros, a 4 euros por persona"

Fuentes diplomáticas muestran su malestar por el hecho de que Aguirre mezclase sus negocios privados con la presencia en la embajada española.

Infolibre

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Y lo curioso es que a cualquier lo meten preso por robarse un pan si tiene hambre y a estas gentes todo se le admite con solo una disculpa.

Es la democracia representativa en acción y ellos son los que la representan.

Anónimo dijo...

trankila esperanza ...en la carcel dan clases de teatro....te vas a hinchar