viernes, 24 de abril de 2015

Los huthis no asistirán a ninguna reunión en Riad

Un portavoz de la organización huthi  Ansarolá exige además el fin de los ataques saudíes así como el levantamiento del bloqueo marítimo, antes de retomar las negociaciones (ya hubo otras, todas rotas por la parte saudita que ha intervenido varias veces en Yemen) bajo la órbita de la ONU. Decepción en los países del Golfo Pérsico tras el fracaso saudí en Yemen.

La forma en que Arabia Saudí ha anunciado el fin de su agresión contra Yemen ha provocado la exasperación y decepción de varios círculos políticos, mediáticos y populares en algunos países del Golfo Pérsico.

La resistencia de los yemeníes y el fracaso de la operación Tormenta Decisiva por parte de Arabia Saudi se han convertido en el tema central de varios medios y de un gran número de sitios y redes sociales.

Los usuarios, incluyendo periodistas, se muestran de acuerdo en que la operación saudí no alcanzó ningún logro, ya que los huthis están en Sanaa y el fugitivo presidente saliente Abed Rabbo Mansur Hadi continúa en Riad.

Algunos medios señalan que los servicios de inteligencia saudíes están preocupados por una posible guerra terrestre entre Arabia Saudí y Yemen a pesar de todos los esfuerzos dirigidos a lograr una solución.

El antiguo jefe de la Policía de Dubai, Dahi al Jalfan, condenó a Hadi afirmando que él es un “torpe” y no ha logrado ningún objetivo.

Medidas de seguridad excepcionales en centros comerciales saudíes

Por otro lado, las medidas de seguridad han sido reforzadas en los centros comerciales saudíes después de una advertencia del Ministerio del Interior saudí el pasado lunes con respecto a posibles atentados contra centros comerciales o instalaciones petrolíferas.

En la entrada del centro comercial Kingdom Center Mall, en Riad, la policía inspecciona los bolsos y carteras de los visitantes con detectores de metales, dijo un periodista de AFP.

Los visitantes son registrados también antes de entrar en el Akaria Mall, un centro que agrupa a tiendas y oficinas en el centro de la ciudad.

Policías saudíes registraron asimismo los vehículos de los clientes esta semana en un centro comercial de las afueras de la capital.

La compañía pública saudí Aramco, la mayor productora y exportadora de petróleo del mundo, indicó a AFP que no comentaba sus medidas de seguridad.

1 comentario:

Anónimo dijo...

El caso es que los sauditas se prestaron a servir de sicarios a occidente y eso les traera consecuencias dentro de su propio pais que es de imaginar se propoen superar matando.

Perop el camino de vivir matando no tiene fin y los fantasmas de los muertos reviven cada dia.

Que lo diga Estados Unidos que no puede vivir en paz si no es matando ya en su prpio pais.