jueves, 25 de febrero de 2016

Sublime María Zajárova

Cómo mete el dedo en la llaga la condenada... menudo varapalo le ha dado a los serviles dirigentes de Montenegro que fue bombardeado indiscriminadamente por la banda terrorista OTAN que ahora invita a su víctima a integrarse en dicha banda.


"Es un tipo especial de humillación, cuando ayer te bombardean y hoy te hacen creer que estos países quieren venir a ti para pedirte un favor" dice la portavoz de la Cancillería rusa.

"Se trata de imponer el síndrome de Estocolmo obligando a la víctima a sentir afecto por su verdugo. La memoria de los bombardeos de la OTAN en la antigua Yugoslavia aún perdura en la región".

"¿Qué clase de democracia hay aquí? La democracia es cuando se le pregunta a la gente y se deja celebrar un referéndum como ocurrió en Crimea"

2 comentarios:

Anónimo dijo...


En eso tenemos el caso ejemplar de Japon que despues de los dos bombazos y medio
millon de muertos vive arrastrandose detras de sus verdugos.

Montenegro es un pequeño pais y lo haran entrar en la OTAN o lo aniquilan con medidas
de terrorismo financiero.

Recordemos el lema democratico…..te arrastras o no sobrevives.

Anónimo dijo...

Eso se llama: un dos tres al higado..