viernes, 26 de agosto de 2016

La insurgencia declara que Afganistán será un infierno peor que Vietnam

De hecho, lo es. Lo que ocurre es que los militares de EE.UU. tras sufrir graves bajas decidieron encerrarse en sus bases como conejos en madriguera y dejaron el trabajo sucio para sus askaris afganos. Pese a ello de vez en cuando algún elemento de la soldadesca americana es abatido como sucedió hace tres días cuando un militar estadounidense murió mientras adiestraba al Ejército títere al pisar un artefacto explosivo improvisado.

El grupo armado Talibán promete convertir la invasión de Afganistán en la peor guerra de la historia de EE.UU. superando la de Vietnam.

“Los lemas de Obama (presidente de EE.UU.) con respecto a la permanencia de miles de uniformados estadounidenses en suelo afgano, las alegaciones del Departamento de Defensa de Estados Unidos, el Pentágono, sobre el vuelo de los bombarderos B-52 y el envío de 100 nuevos militares a la provincia de Helmand (en el sur del país asiático) forman parte de la propaganda estadounidense y no pueden impedir el avance de los Talibán en Afganistán”, dice el grupo armado en un comunicado emitido este jueves a través de su página Web Oficial.

Estados Unidos, agrega la nota, tiene que admitir la inestabilidad de sus bases de ocupación en el suelo afgano y registrar el nombre de Afganistán en su historia bélica antes que la guerra de Vietnam.

El comunicado ha sido divulgado en reacción a la última decisión del presidente estadounidense, Barack Obama, quien ha dado su visto bueno a ampliar la presencia militar de su país en Afganistán, así como el papel que desempeñan los soldados norteamericanos en este país asiático.

Según indicó el jueves un alto funcionario de Defensa estadounidense citado anónimamente por la agencia The Associated Press, Después de meses de debate, Washington está dando el paso hacia la decisión de ampliar la autoridad militar para llevar a cabo ataques aéreos contra el grupo Talibán, en un momento en que se intensifica la violencia.

En octubre de 2015, Obama anunció sus planes para dejar un contingente militar de 5500 soldados en Afganistán, a pesar de que en un principio había previsto retirar casi todas sus tropas antes de finales de 2016. La medida fue denunciada por algunos diputados del Parlamento afgano y apoyada por la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN).

Más tarde, en el pasado febrero, el diario británico The Guardian afirmó que EE.UU. desplegaría un contingente militar de unos 800 soldados en la provincia de Helmand, en el sur del país asiático, quienes se sumarían a los 9800 soldados ya presentes en suelo afgano.

En 2001, Washington y sus aliados invadieron Afganistán como parte de la llamada "guerra contra el terrorismo". La ofensiva apartó del poder al grupo armado Talibán, pero la inseguridad, pese a la presencia de soldados extranjeros, sigue haciendo estragos en todo el territorio. Según las cifras de la Asistencia de las Naciones Unidas en Afganistán (UNAMA, por sus siglas en inglés) esta guerra acabó, entre 2001 y 2014, con la vida de miles de afganos.

Hispan TV

1 comentario:

Anónimo dijo...


Desde hace mucho tiempo en Afganistan elinvasor que sale solo o en un pequeño grupo
lo mandan a reunirse con sus antepasados, incluso para el mas minimo movimiento por
calles y carreteras deben hacer una gran movilizacion de tropas con tanqie y helicopteros

Despues de once años matando "hasta los recien nacidos" como el legendario Josue de la
Biblia, el odio de los afagaanos los hace in molarse por ver morir los verdugos occidentales.

Y no se pueden ir de alli por si Israel le declara la guerra Iran atacar a los persas tambien
por es frontera.