lunes, 10 de octubre de 2016

Venezuela, Cuarta República




1 comentario:

Anónimo dijo...


Y eso se elogiaba como una gran iniciativa mientras se robaban los millones del petroleo.

Y el primer mundo le vendia a precio de oro los contenedores no utilizables para viviendas.