jueves, 3 de noviembre de 2016

Tenía todos los números: pobre y comunista

Una mujer denuncia el robo de cinco de sus hermanos cuando el padre era militante comunista.

Es un caso absolutamente excepcional en España (¿excepcional?). Hasta ahora las familias afectadas por el robo de bebés durante medio siglo en nuestro país habían denunciado la desaparición de uno o dos miembros de su familia a lo sumo, supuestamente muertos al nacer. Ahora Carmen Atienza ha presentado un escrito a la Fiscalía Provincial de Sevilla en el que denuncia el presunto robo de hasta cinco de sus hermanos siendo aún bebés, entre 1965 y 1972. Carmen sospecha que se ensañaron especialmente con su familia porque, además de los tradicionales factores de vulnerabilidad, como la extracción humilde y progenitores jóvenes, se añadía el hecho de que su padre era entonces militante comunista en la clandestinidad, lo que les aumentaba su debilidad ante las autoridades del régimen fascista de la época.

En su denuncia Carmen solicita al Juzgado que se expida oficio al Cementerio Municipal de Sevilla “para la comprobación de la posible inhumación de mis hermanos e identificación de los enterramientos y posible exhumación”, además de otro oficio al Servicio Andaluz de Salud “para que aporte la historia clínica completa y los datos personales, apellidos y direcciones de los médicos, enfermeras, matronas y cualquier otra persona relacionada con cuatro partos” y con “la estancia hospitalaria de mi madre”, Feliciana Cardoso.

Los indicios de que sus hermanos pudieron ser robados, engañando a la familia con su supuesta muerte, provienen de las grandes contradicciones halladas en la documentación que hasta ahora ha obtenido de los partos. De confirmarse esta hipótesis, se produciría un auténtico vuelco en la investigación de las tramas de desaparición de recién nacidos en nuestro país, no sólo por el abultado número, cinco en una misma familia, sino porque este ensañamiento podría provenir de un factor político, como era la militancia de Juan Atienza en el Partido Comunista de España (PCE) en la clandestinidad.

publico.es

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Esa ha sido la mas barbara tragedia del sistema que se sepa puesta en practica por la Espana franquista
y despues e sighuio co el llamado mundo democratico.

Fue horroroso lo del regimen militar argentino donde miles de menores fueron robados.

Pro incluso hace poco Israel reconocio que el regomen sionista robaba los niños de familias normales y
se regalaban a familias extremistas sionistas para ser criados con mentaliudad facista.

Lo mas curioso es que ninguna organizacion internacional se atreve a decir nada al respecto, es como lo
referente a los millones de crimenes de la Iglesia, eso es algo que nadie puede mencionar.

Anónimo dijo...

Ya saben... "la ciencia" de igualar todo:
"los comunistas se comian a los bebés" y ya está.. todo justificado..

el nazifascismo funciona así, siempre que se prueba y consiguen juzgar y condenar sus crímenes, lo niegan todo, primero es una complot contra ellos, después algún caso aislado, para seguir con la patraña de algunas manzanas del cesto, y la realidad es tan triste como terrorifíca.. son los críminales más grandes de la historia de la humanidad y hay que erradicarles, hasta entonces jamás tendremos paz ni libertad mundial .