domingo, 8 de enero de 2017

¿Kamikaze?

Ni kamikaze, ni loco ni terrorista. Utilicemos las palabras adecuadas. Lo más probable es que perdiera el sentido de la orientación tras estar horas y horas trabajando sin descanso para poder sobrevivir. Coche viejo, GPS inexistente u obsoleto... Aún recordamos el caso de un senegalés que se ahogó hace 6 años al caer con su auto en un pantano porque el GPS indicaba que por ahí seguía la carretera. Un poco de respeto, de tratamiento a la noticia y de dignidad por parte de los que sirven al Clan borbónico no vendría mal. Pero eso es como pedirle peras al olmo.

El varón de 40 años y nacionalidad senegalesa que fue detenido este sábado por efectivos de la Guardia Civil en la A-92 a su paso por la localidad granadina de Guadix tras conducir cerca de 40 kilómetros en sentido contrario, ha quedado en libertad después de que la Benemérita le haya tomado declaración por lo sucedido

Según han informado este domingo fuentes del Instituto Armado, el kamikaze, que resultó herido leve tras colisionar su automóvil con una barrera de coches patrulla y trasladado por ello a un centro hospitalario, ha sido dado de alta y puesto en libertad una vez que se le ha tomado declaración y se le haya atribuido un presunto delito contra la seguridad vial.

Asimismo, desde el perfil de Twitter de la Guardia Civil indicaron que este incidente no tiene "vinculación alguna con un acto terrorista", ya que el conductor parece "sufrir problemas mentales".

Nota: Los problemas mentales paranoicos los tienen otros.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Tuvo suerte el senegales y no ejecutaron, si fuera en los Estados Unidos algun policia entra en panico y temiendo por su vida.