jueves, 9 de febrero de 2017

Tras el ataque yemení contra Riad

Fuentes bien informadas han afirmado que un cierto número de miembros de la familia real han abandonado sus palacios en Riad, la capital de Arabia Saudí, y algunas otras ciudades saudíes por temor al riesgo que suponen los misiles de largo alcance yemeníes.

Estos miembros de la familia real han viajado a un lugar desconocido.

Esta evacuación de los palacios ha sido una reacción al ataque de un misil balístico del Ejército yemení, que tomó por objetivo una base militar saudí situada al oeste de Riad.

Los responsables saudíes no han reaccionado ante esta noticia.

Agencias

1 comentario:

Anónimo dijo...


Los ricacgones sauditas haran como los gringos y judios, escarbaran y construiran palacios subterraneos para poder dormir tranquilosen medio del mundo de odio que han creado.. Al resto de la poblacion se le asegurara la dormidera por los capos del narcotrafico.