miércoles, 26 de abril de 2017

Las bandas fascistas venezolanas no sólo enseñan el trasero

También  asesinan sin control y de manera despiadada. Hijos de puta... ojalá los empalen por ahí.

Jesús Sulbarán, trabajador de la Gobernación de Mérida, asesinado ayer  junto a su hija que había adoptado recientemente.


3 comentarios:

Anónimo dijo...

Hijos de perra ...ojalá los empalen. ..!!

Anónimo dijo...

Al de ayer a las 13:07

La entrada va sobre los hijos de la gran puta antichavistas. A qué viene tu comentario homófobo fascista? Hasta que la ideología anti capitalista no se limpie de la mierda machofranquista que arrastráis muchos, no sois NADA de fiar ni se podrá contar con vosotros para una revolución de nada.

JM Álvarez dijo...

Se nos coló.Mil perdones