domingo, 25 de junio de 2017

Rodríguez Torres, perro de la CIA

"Andan tocando militares… hay uno de ellos que trabaja para la CIA, tengo las pruebas desde hace mucho tiempo por eso lo eché del Gobierno", declaró el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro.

El mayor general venezolano Miguel Rodríguez Torres colabora con una agencia de Estados Unidos (EE.UU.), reveló este sábado el diario local Últimas Noticias a través de un documento del país norteamericano.

En el documento se apunta a Rodríguez Torres, exministro para Relaciones Interiores, Justicia y Paz, como proveedor de información dirigida al arresto de importantes miembros del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) y líderes militares.

Además, retiene el 40 por ciento de sus propiedades y dinero en cuentas bancarias en Estados Unidos, a nombre de Zuleima Medina Rodríguez.

Más temprano, el  presidente venezolano Nicolás Maduro denunció  que "andan tocando militares… hay uno de ellos que trabaja para la CIA (Agencia Central de Inteligencia), tengo las pruebas desde hace mucho tiempo por eso lo eché del Gobierno. Y él habla en Washington, tengo las pruebas también".

Durante el acto conmemorativo por el Día del Ejército Nacional Bolivariano y los 196 años de la Batalla de Carabobo, informó que la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) y el Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin) lograron neutralizar la agenda golpista impulsada por sectores extremistas de la derecha venezolana para justificar una intervención extranjera por parte del Gobierno de EE.UU.

TeleSur

1 comentario:

Anónimo dijo...

En la operacion contra Veenzuela los gringos deben haberse gastado ciento de millones de los dolares que imprimen los judios de la Reserva Federal, comprando voluntades confusas, pagando los asesinos y revoltosos y en altas comisiones para los cerebros de la operacion en Miami.
Cada cual es libre de hacer lo que le convenga y si le pagan bien pues se venden, dinero, casa y residencia son una tentacion. Y es curioso que con el dinero de que disponen hayan comprado a muy pocos. O lo intermediarios se quedan con todo.