martes, 12 de diciembre de 2017

Este no es uno de "sus" andaluces

Como saben, la cortijera Susana Díaz suele dar berridos en "defensa" de Andalucía como, por ejemplo, "que nadie se meta con mis andaluceeeees"; sin embargo Jesús Candel, nacido en Granada, no parece formar parte de esos "sus" andaluces buenos.

Spiriman, el médico Jesús Candel, no acudió hace días, junto a otros ocho profesionales, a su puesto de trabajo de urgencias en el Hospital Campus de la Salud de Granada.

Habían sido avisados por el SAS de Susana Díaz de que eran trasladados en diciembre a otro hospital. Los afectados declararon que no lo acatarían hasta que no se completara el proceso de ‘desfusión’ como la propia Junta planificó.

Jesús Candel, el médico que puso a Susana Díaz en jaque en pleno proceso para ser la jefa del PSOE en Madrid con sus multitudinarias manifestaciones en toda Andalucía, está de baja por desgaste tras meses de actividad reivindicativa denunciando la ‘corrupción’, el ‘enchufismo’ y la mala gestión que según él existe en la Junta.

Tras su sonado fracaso electoral, Susana Díaz volvió a Andalucía y entonces empezaron los problemas para Jesús Candel.

Spiriman sufrió un informe con la firma de 82 compañeras que afirmaban sentirse acosadas por el médico. Candel demostró que eran falsas estas acusaciones pero el daño ya estaba hecho, medios de comunicación como eldiario.es, la Cadena SER o Granada Hoy, que reciben dinero institucional del Gobierno de Susana Díaz, ya habían difundido este supuesto ‘acoso’ contra el activista antes de que él tuviera conocimiento de nada. 

El médico, que sufrió además una amenaza directa con la foto de su hijo pequeño en una diana en la puerta de su casa, siguió luchando a pesar de todo siendo visible sus desgaste.Ahora el SAS de Susana Díaz podría intentar apartarlo de su función mediante un expediente por no asistir a su puesto de trabajo según nos relatan fuentes de la propia administración y profesionales sanitarios de Granada.

La decisión de la Junta de Susana Díaz de trasladar a los médicos no es adecuada a criterios científicos y empeorará los servicios de urgencias en un momento crítico según los profesionales afectados.

El SAS de Díaz miente al afirmar que está dentro de la ‘desfusión’ ya que según su propia planificación los traslados en urgencias se realizarán al final.
No sirvió tampoco que más de mil profesionales y seguidores se congregaran en las puertas del Hospital Virgen de las Nieves para pedir a la dirección que parara los traslados.

La plataforma Granada por su Salud ha preguntado a la Junta de Susana Díaz “cuántas plazas estructurales de personal quedan por cubrir para alcanzar un funcionamiento aceptable de la asistencia sanitaria” pero el SAS no ha dado respuesta ni ha anunciado contrataciones para cubrir estas plazas.

digitalsevilla.com

No hay comentarios: